Page Banner

United States Department of Agriculture

Agricultural Research Service

Los recipientes plásticos se pueden convertir en una "guardería" para abejas / 20 de marzo 2009 / Noticias del Servicio de Investigación Agrícola, USDA

Dibujo de un cobijo para los nidos de algunas especies de abejas salvajes.
Los recipientes plásticos ondulados se pueden convertir en cobijos para los nidos de algunas especies de abeja salvajes. Los materiales de nido encerrados en cartones de leche vacíos (a la derecha) pueden servir como hogares para una nueva generación de polinizadores. Dibujo cortesía de Ellen M. Klomps con el ARS.


Lea más

Los recipientes plásticos se pueden convertir en una "guardería" para abejas

Por Marcia Wood
20 de marzo 2009

Los recipientes plásticos ondulados tales como los tipos vendidos para manejar correo y paquetes se pueden convertir rápidamente y fácilmente en una "guardería" duradera para las abejas salvajes, según un entomólogo del Servicio de Investigación Agrícola (ARS).

James H. Cane trabaja en la Unidad de Investigación de la Biología, el Manejo y la Sistemática de Insectos Polinizadores mantenida por el ARS en Logan, Utah. Él dice que las abejas femeninas salvajes de buena gana usarán un recipiente apropiadamente puesto y adecuadamente suministrado como un cobijo para sus nidos. Puestos en su lado largo, los recipientes se pueden mantener en un poste de madera o de metal por medio de una cadena ligera de acero y un armazón de metal hecho a la medida.

Cane concebió la idea de usar los recipientes plásticos ondulados—disponibles por los proveedores de equipos de manejo de correo y paquetes—como cobijos de nidos, y ha probado su utilidad durante la primavera y el verano en California, Oregon, Wyoming y Utah. Sus experimentos han mostrado que estos recipientes ligeros y rectangulares, de 23 ½ pulgadas de largo por 15 ½ pulgadas de ancho por 15 ½ pulgadas de altura, sirven como un cobijo sólido, económico y reutilizable para proteger los nidos de abeja contra el viento y la lluvia.

Los cultivadores, apicultores profesionales y aficionados, y jardineros que quieren atraer las abejas salvajes a sus campos, huertos, viñas o jardines pueden usar estos recipientes para albergar los materiales de nido, tales como pajitas de papel de un diámetro de aproximadamente un cuarto de pulgada encerradas en tubos de cartón y puestas dentro de cartones de leche vacíos. Las abejas femeninas salvajes tales como la abeja azul del huerto, Osmia lignaria, pueden usar las pajitas como hogares para una nueva generación de polinizadores.

Las abejas salvajes se necesitan ahora, posiblemente más que nunca, para ayudar con los trabajos usualmente realizados por el polinizador principal estadounidense, la abeja europea de miel, Apis mellifera. Muchas de las colonias estadounidenses de la abeja de miel han sido diezmadas por el desorden del colapso de colonias, o debilitadas por los ácaros varroa, los ácaros traqueales o los microbios que causan enfermedades tales como la loque la americana y cría yesificada.

Un solo recipiente plástico ondulado puede acomodar aproximadamente 3.000 jóvenes, una cantidad suficiente para polinizar una mitad de acre de huerto. Diferentes de los cobijos abultados o estacionarios, los recipientes se pueden mover fácilmente de un sitio al otro.

La empresa Quiedan Co., de Salinas, California, ayudó a diseñar y ahora vende el armazón de soporte y la unidad de la placa de montaje.

Cane publicó los resultados de la investigación sobre el cobijo por primera vez en un artículo en la revista 'American Bee Journal' (Revista de la Abeja Americana) en julio del 2006. Los recipientes ahora están siendo usados en California y en las investigaciones por Cane en Oregon.

ARS es la agencia principal de investigaciones científicas del Departamento de Agricultura de EE.UU.

Última Modificación: 3/20/2009
Footer Content Back to Top of Page