Page Banner

United States Department of Agriculture

Agricultural Research Service

Extracto del lúpulo podría reducir bacterias patogénicas en las aves de corral / 29 de octubre 2008 / Noticias del Servicio de Investigación Agrícola, USDA

Foto en primer plano del lúpulo. Enlace a la información en inglés sobre la foto
Investigadores han descubierto que un compuesto en el lúpulo podría servir como un sucedáneo de niveles bajos de antibióticos para controlar algunas bacterias patogénicas en las aves de corral.


Lea más

Extracto del lúpulo podría reducir bacterias patogénicas en las aves de corral

Por Sharon Durham
29 de octubre 2008

El lúpulo contiene sustancias que controlan las bacterias patogénicas en los intestinos de las aves de corral, reportan algunos científicos del Servicio de Investigación Agrícola (ARS) y sus colaboradores.

Ciertas bacterias en los intestinos de las aves de corral no sólo causan contaminación de la carne durante el procesamiento, sino también podrían causar pérdidas mayores de producción causando enfermedad en los pollos de engorde.

Actualmente, los productores avícolas agregan cantidades subterapéuticas de antibióticos al pienso avícola como promotores de crecimiento y para controlar los patógenos bacterianos o parásitos. Sin embargo, las bacterias pueden desarrollar resistencia a los antibióticos, así que los científicos del ARS están buscando alternativas al uso de los antibióticos.

El lúpulo (Humulus lupulus) contiene ácidos amargos que son antimicrobianos potentes. Se pensaba que uno de los compuestos, llamado lupulona, tiene la capacidad de controlar niveles de la bacteria Clostridium perfringens que causa enfermedades en las aves de corral.

Algunos científicos del ARS, trabajando mediante un acuerdo de investigación cooperativa con el productor de lúpulo Hopsteiner en Yakima, Washington, estudiaron el efecto de alimentar diferentes concentraciones de lupulona a los pollos de engorde. Los investigadores quisieron determinar el impacto del compuesto en las poblaciones de clostridium en los intestinos de los pollos inoculados con C. perfringens.

Un grupo de investigación encabezado por microbiólogo Gregory Siragusa, anteriormente con la Unidad de Investigación de Seguridad Microbiológica de Aves de Corral mantenida por el ARS en Athens, Georgia, les dio a esos pollos diferentes concentraciones de lupulona en agua. El grupo colaboró en este estudio con Gerhard Haas de la Universidad Fairleigh Dickinson en Nueva Jersey.

Después de 22 días—el período de tiempo asociado con el desarrollo de la enfermedad clostridial en los pollos de engorde—la población intestinal de C. perfringens fue significativamente reducida en el grupo tratado con lupulona comparada con los niveles de estas bacterias en otros pollos que no recibieron el tratamiento. Las reducciones varían del 30 al 50 por ciento.

Según los investigadores, la utilización de lupulona como una alternativa a la utilización de los antibióticos en la producción avícola es factible basada en estos resultados.

Los resultados de esta investigación fueron publicados en la revista 'Journal of Antimicrobial Chemotherapy' (Revista de Quimioterapia Antimicrobiana).

ARS es una agencia de investigaciones científicas del Departamento de Agricultura de EE.UU.

Última Modificación: 10/29/2008