Page Banner

United States Department of Agriculture

Agricultural Research Service

Un nuevo enfoque podría hacer el biobutanol más competitivo con el etanol / 16 de octubre 2008 / Noticias del Servicio de Investigación Agrícola, USDA

Ingeniero químico utilizando un bioreactor para producir butanol a base de la paja de trigo. Enlace a la información en inglés sobre la foto
Los investigadores del ARS han modificado un método de producir butanol que podría hacer más competitiva este combustible como una alternativa limpia a la gasolina.


Lea más

Un nuevo enfoque podría hacer el biobutanol más competitivo con el etanol

Por Jan Suszkiw
16 de octubre 2008

Un método modificado de producir biobutanol podría hacer este combustible más competitivo con el etanol como una alternativa más limpia a la gasolina.

Según Nasib Qureshi, quien es ingeniero químico con del Servicio de Investigación Agrícola (ARS), el biobutanol ofrece varias ventajas. Se puede transportar en los gasoductos existentes, y se puede mezclar con gasolina o usarlo solo en los motores de combustión interna. También es menos corrosivo, y provee más energía por galón que el etanol.

Hasta mediados del siglo XX, el biobutanol fue producido de los azúcares fermentados tales como la glucosa de maíz. Pero rendimientos bajos, costos altos de recuperación y la disponibilidad aumentada del petróleo después de la segunda guerra mundial disminuyeron el interés en los sistemas de fermentación para la producción del biobutanol.

Hoy en día, los aumentos del precio de petróleo han reavivado el interés en explotar el butanol como un biocombustible, dice Qureshi, quien trabaja en el Centro Nacional para la Investigación de Utilización Agrícola mantenido por el ARS en Peoria, Illinois. En el 2003, él comenzó a investigar el uso de paja de trigo para producir el biobutanol—atraído por la abundancia de la paja y su potencial como una alternativa de bajo costo a las materias primas a base de glucosa de maíz.

Similar a otros procesos del biobutanol, el enfoque de Qureshi utilizó la bacteria Clostridium para realizar la tarea crítica de fermentación. Tales procesos normalmente involucran cuatro pasos preparatorios (pretratamiento, hidrólisis, fermentación y recuperación) realizados por separado y consecutivamente. Pero Qureshi y sus colegas desarrollaron una manera de combinar tres de los cuatro pasos. Por ejemplo, su método permite que las enzimas y bacterias puedan realizar sus propias tareas simultáneamente. Por todo el proceso, un procedimiento conocido como la desorción del gas se usa para extraer el biobutanol cuando es producido.

En pruebas preliminares, el método aumentó la productividad del biobutanol por dos veces comparado con la fermentación tradicional de la glucosa de maíz. Un ajuste subsiguiente, nombrado el cultivo por lote alimentado, aumentó aún más la producción. Por ejemplo, durante un período de 22 días de cultivo por lote alimentado, un cultivo de C. beijerinkcii P260 convirtió casi 430 gramos de azúcar en 192 gramos combinados de acetona, biobutanol y etanol.

Si ampliada en escala, el proceso podría rendir 99 galones de estas tres sustancias químicas de una sola tonelada de paja de trigo.

Lea más sobre esta investigación en la revista 'Agricultural Research' de octubre 2008.

ARS es una agencia de investigaciones científicas del Departamento de Agricultura de EE.UU.

Última Modificación: 10/16/2008
Footer Content Back to Top of Page