Page Banner

United States Department of Agriculture

Agricultural Research Service

Evaluando la eficacia de medidas de conservación en las tierras agrícolas / 9 de diciembre 2005 / Noticias del Servicio de Investigación Agrícola, USDA

Una franja de bosque ribereño y, en segundo plano, el arroyo que la franja ayuda a proteger contra el escurrimiento de fósforo y otros productos químicos usados en las granjas. Enlace a la información en inglés sobre la foto
El programa llamado CEAP incluye estudios del costo-eficacia de prácticas de conservación tales como esta franja de bosque ribereño al lado del ecologista Richard Lowrance. Este tipo de franja puede prevenir la entrada del fósforo excedente a los arroyos.

Evaluando la eficacia de medidas de conservación en las tierras agrícolas

Por Don Comis
9 de diciembre 2005

La Ciudad de Nueva York ha decidido que financiar los costos de instalar las practicas de conservación es una compra mejor que el arreglo tecnológico de cambiar métodos de tratamiento para sus aguas de beber.

Asegurar que los contribuyentes consigan el valor de su dinero de las medidas de conservación financiadas públicamente es la meta del nuevo Programa de Valoración de Efectos de Conservación (CEAP por sus siglas en inglés). La mayoría de los fondos para la conservación agrícola vienen del Departamento de Agricultura de EE.UU. (USDA por sus siglas en inglés), a través de la Ley de Seguridad de Granja e Investidura Rural, también conocida como el “Farm Bill” (Proyecto de Granja).

La ley anteriormente financiaba la mayoría de los programas relacionados a mercancías. Los legisladores cambiaron el énfasis en 2002 aumentando los fondos para conservación por 80 por ciento, comparado al presupuesto de 1996.

Esto intensificó las demandas para asegurar que el financiamiento de conservación sea usado eficazmente. El USDA decidió hacer un análisis de costos y beneficios de las prácticas de conservación sobre los últimos 50 años y reportar los resultados a la Oficina de Gerencia y Presupuesto, Congreso, granjeros, rancheros y desarrolladores de políticas ambientales. CEAP es el resultado, con la meta de poner valores específicos en las prácticas de la granja y provechos ambientales.

El programa incluye proyectos de cuencas hidráulicas en estados desde Nueva York hasta California, involucrando granjeros, rancheros y socios locales, estatales y federales. Clarence Richardson, el director del Laboratorio de Suelo de Prado e Investigación de Agua, mantenido por el Servicio de Investigación Agrícola (ARS) en Temple, Texas, coordina las cuencas hidráulicas del ARS que participan en el programa.

Un buen ejemplo es la cuenca hidráulica de CEAP en Town Brook, Nueva York. Su casi 9.150 acres se desaguan a la Reserva Cannonsville, el segundo embalase más grande en el sistema de embalases de Catskill/Delaware que provee como 94 por ciento del agua de beber a la ciudad de Nueva York. El exceso de fósforo que probablemente viene del estiércol lechero, estimula brotes de alga que interfieren con la clorinación.

La autoridad de agua de la Ciudad de Nueva York decidió que fue económico ayudar a los granjeros a controlar el fósforo.

Es este tipo de costos y beneficios que CEAP medirá sobre los próximos varios años, junto con mejoramiento de las prácticas.

Lea más sobre la investigación del ARS como parte de CEAP en la revista Agricultural Research de diciembre 2005.

ARS es la agencia principal de investigaciones científicas del USDA.

Última Modificación: 12/9/2005
Footer Content Back to Top of Page