Page Banner

United States Department of Agriculture

Agricultural Research Service

La producción de hierba y el medio ambiente / 5 de octubre 2005 / Noticias del Servicio de Investigación Agrícola, USDA

Dave Goracke, Kathryn Boyer y Jeffrey Steiner examinan plantas nativas establecidas en drenaje estacional. Enlace a la información en inglés sobre la foto
El granjero Dave Goracke (izquierda), la bióloga acuática Kathryn Boyer de NRCS y el agrónomo Jeffrey Steiner de ARS examinan plantas nativas establecidas en drenaje estacional al lado de un campo de semilla de ballica perenne.

La producción de hierba y el medio ambiente

Por Laura McGinnis
5 de octubre 2005

Bajo circunstancias correctas, los cultivadores de la semilla de hierba en el Valle Willamette en Oregon pueden tener ganancias – y ayudar a la fauna silvestre – durante las estaciones mojadas del otoño e invierno, según científicos del Servicio de Investigación Agrícola (ARS) y sus colaboradores.

Desde octubre hasta mayo, el valle recibe un promedio de 37 pulgadas de lluvia, la cual fluye a través de los campos de semillas de hierba a los canales estacionales. Las tortugas de estanque del Pacífico; el salmón atlántico; el pez Richardsonius balteatus, conocido en inglés como 'redside shiner'; ranas de patas rojas y otros animales acuáticos medran en los canales ambientalmente saludables, con los árboles y arbustos soportando aún más fauna silvestre.

Los investigadores del ARS en la Unidad de Investigación de Semilla de Forraje y Cereal en Corvallis, Oregon, están colaborando con científicos de la Universidad Estatal de Oregon (OSU por sus siglas en inglés). Junto, ellos están determinando cuáles de las especies usan los canales y cómo los granjeros manejan estos campos para preservar los recursos naturales.

Casi todos los peces encontrados en los canales son nativos del Valle Willamette. Los científicos creen que esto es porque el uso del terreno allí ha cambiado muy poco durante muchos años. Los campos de hoy de las semillas de hierba son similares a las praderas mojadas de hierba que cubrían la región antes de que los colonizadores introdujeron la agricultura.

Los científicos del ARS descubrieron que muchos peces toman refugio en los drenajes estacionales. El agrónomo Jeffrey Steiner observó que algunos aún se reproducen y encuentran sitios apropiados para tener sus crías allí. El agrónomo George Mueller usa herramientas del Sistema de Información Geográfica e imágenes de satélite para determinar cuáles de las prácticas de conservación son usadas en áreas donde medran peces y fauna silvestre. El hidrólogo Gerald Whittaker desarrolla programas que calculan las combinaciones económicas de las prácticas de conservación.

Muchas de estas prácticas preservan la calidad del agua. Según el fisiólogo de plantas Stephen M. Griffith, la práctica de cero-labranza, la cual no disturba el suelo, también mantiene la calidad del agua, aumenta rendimientos de semillas y ahorra a los granjeros casi 80 dólares por acre, comparada con la labranza convencional.

Mark Mellbye, un agrónomo del Servicio de Extensión de la OSU, trabaja con los granjeros usando las prácticas de conservación tales como sembrando áreas específicas de vegetación para proteger la fauna silvestre y manteniendo el drenaje y la vegetación a los bordes del campo.

Según Steiner, muchos granjeros locales expresaron su interés en conservación y permitieron a los científicos a realizar investigaciones en sus campos.

Lea más sobre esta investigación en la revista 'Agricultural Research' de octubre 2005.

ARS es la agencia principal de investigaciones científicas del Departamento de Agricultura de EE.UU.

Última Modificación: 10/5/2005
Footer Content Back to Top of Page