Page Banner

United States Department of Agriculture

Agricultural Research Service

Potasio, el nutriente de cosechas pasado por alto / 15 de junio 2005 / Noticias del Servicio de Investigación Agrícola, USDA

Plantas jóvenes de maíz son altas entre el residuo de la cosecha de soya del año pasado.
Plantas jóvenes de maíz son altas entre el residuo de la cosecha de soya del año pasado.
(Imagen cortesía de USDA-NRCS)

Potasio, el nutriente de cosechas pasado por alto

Por Luis Pons
15 de junio 2005

¿La deficiencia de potasio limita los rendimientos de maíz?

Los científicos del suelo Douglas Karlen y John Kovar del Servicio de Investigación Agrícola (ARS) creen que sí, y ellos dicen que una causa posible podría ser la discontinuación por los granjeros de la práctica de labrar el suelo antes de sembrar.

"La cero labranza" ha llegado a ser una práctica agrícola importante porque ofrece una variedad de beneficios incluyendo costos más bajos de energía y menos erosión del suelo. Pero la práctica podría tener un efecto secundario en causar la acumulación del potasio, el cual es naturalmente reciclado cuando las plantas se descomponen, en la superficie del suelo donde las nuevas raíces de plantas no pueden capturarlo, según Karlen y Kovar. Ellos trabajan en la Unidad de Calidad de Suelo y Agua, mantenida por el ARS como parte del Laboratorio Nacional de Cultivación del Suelo en Ames, Iowa.

Los científicos también sospechan que el énfasis aumentado sobre el manejo de nitrógeno y fósforo -- el cual es un resultado del conocimiento sobre los efectos de esos nutrientes afuera del campo -- pudo conducir a los cultivadores y a los investigadores a pasar por alto la importancia de potasio como un nutriente esencial de plantas.

Los científicos del ARS comenzaron a investigar el problema de potasio en 2000 en un sitio de investigación de labranza establecido en 1971 en el Centro de Investigación de Agronomía e Ingeniería Agrícola, mantenido por la Universidad Estatal de Iowa en Boone County, Iowa. Los científicos notaron que las plantas de maíz y soya cultivadas en parcelas de la cero labranza eran susceptibles al crecimiento lento temprano en la temporada así como rendimientos reducidos. Los cultivadores en esa región también tuvieron problemas parecidos, según Karlen. La meta de los científicos era encontrar un método de superar el crecimiento lento y los rendimientos bajos mientras continuando el uso de la cero labranza a causa de los otros beneficios de este tipo de cultivación.

Según Kovar, ellos encontraron la causa del problema por ensayos de campo. En estos ensayos, los investigadores aplicaron fertilizante seco tres pulgadas debajo de la superficie del suelo, aumentando el crecimiento de las plantas temprano en la temporada. Estudios adicionales identificaron una deficiencia de potasio como la causa de los problemas con crecimiento y rendimientos.

Ahora Karlen, Kovar y la Fundación de Fertilizante Fluido, ubicada en Kansas, están realizando un estudio de tres años en el cual están aplicando 30 galones por acre de una solución de potasio líquido durante la sembradura. La solución penetra en el suelo hasta el nivel de las raíces de las plantas.

En el primer año del estudio, el tratamiento ayudó a aumentar los rendimientos de maíz por 8 bushels por acre, y las semillas de soya por más de 2 bushels por acre.

ARS es la agencia principal de investigaciones científicas del Departamento de Agricultura de EE.UU.

Última Modificación: 6/15/2005
Footer Content Back to Top of Page